Tipos de Tamices

¿Qué es un tamiz?

Aunque la Real Academia Española (RAE), indica un concepto muy distinto a lo que hoy verás aquí, debes saber que le daremos un significado guiado hacia al ámbito de la separación de materia, entonces, el tamiz es conocido como un filtro con diversas utilidades en la vida diaria, como en las más grandes industrias.

¿Qué tipos de tamices existen?

Debes conocer que existen diversos tipos de tamices dedicados a un ámbito en particular, conoce los principales:

Tamices analíticos

Uno de los más reconocidos son los analíticos, ideales para los requerimientos de granulometría, es decir, indicados para medir de forma milimétrica materia prima a nivel industrial.
Entre sus usos más frecuentes se encuentra la medición de detergentes en polvo, minerales, materiales de construcción/relleno, arenas, compuestos químicos, metales en polvo, carbón, fertilizantes y más. Como también, en el área alimentaria, café en polvo, harinas, semillas y mucho más.

Características de los tamices analíticos

  • Son construidos en una única pieza.
  • Su forma es de cilindro cortado con un tejido cerrado que reduce el riesgo de acumulación de residuos, al no poseer ningún punto de soldadura, no recogen residuos.
  • Gran resistencia al oxido, material de acero inoxidable hiperaleado.
  • Cuentan con reconocimientos en cuanto a su proceso de fabricación de buena calidad, probados en una gran cantidad de veces, se expiden con certificado de calibración.

 

Tamices para tratamiento de agua

En este caso, estos tamices se usan en los procedimientos de refinamiento por medio del agua, el objetivo de esto es eliminar los residuos sólidos disolviéndolos en agua, lo que los asemeja es su estructura cilíndrica, que se encuentra insertada en forma de rodillo en la terminal de una parrilla que puede tener dimensiones distintas dependiendo de lo que se desee tamizar, es por aquí donde el agua descenderá.

Tamices para aire

Otro de los más destacables tamices a destacar son los diseñados para el aire; su aplicación se da comúnmente en máquinas extrusoras, pigmentadores, vibradoras y máquinas cernidoras. Su función es dejar que el aire limpio pase, sin ningún vapor de aceite o agua.

Características de los tamices para aire

  • Su fabricación puede ser en diversas formas y tamaños.
  • Funcionan mediante la utilización de un filtro/malla de acero inoxidable.
  • Estas se ubican en la parte interna de las máquinas para limpiar aire de cualquier tipo de fluidos, polvos y líquidos.

Tamices electrónicos

Al igual que los tamices para el aire, los tamices electrónicos son frecuentemente usados para el proceso de tamizados en diversos procedimientos industriales, más empleados en muestras pequeñas que estén secas y también húmedos.

Los tamices electrónicos destacan ya que se usan en procesos llevados a cabo en el área de laboratorios, además de eso, poseen un sistema de fijación en diversas capas que tamizan la materia que va desde lo grueso a lo muy fino.

Tamices moleculares

En cuanto a lo que respecta a los tamices moleculares, son usados como instrumento científico en laboratorios en procesos físico/químico para lograr el testeo de las soluciones y líquidos a emplear, y de esta forma lograr su absorción, son mayormente nombrados como “ABS”. Su elaboración puede ser a base de bronce o acero inoxidable, estos tamices son certificados formalmente con normas ISO.

¿Cómo pueden usarse los tamices moleculares?

Para lograr el endulzamiento del gas amargo, debe llevarse a cabo el proceso llamado “Separación de gases nobles” y primeramente se debe realizar el proceso de absorción, usando los tamices moleculares se saca el metil mercaptano y el etil del gas, logrando que el carbón que se activa sea el primer elemento que elimine los residuos.